Semana con citas clave en proceso de consolidación

La semana que hoy comienza se antoja más incierta todavía que la anterior, pues todo dependerá de la reunión mensual del BCE y del dato de creación de empleo de EE.UU. en enero.

La semana pasada partía de las fuertes caídas anteriores, fruto de la crisis de las divisas emergentes, y con la reunión de la FED en el horizonte. Aparentemente, estas dos cuestiones podrían haber provocado un impulso alcista en las bolsas (dado que ya estaba descontado que la FED reduciría los estímulos en 10.000 millones), pero en realidad, lo que tuvimos fue una semana de consolidación, con bandazos y cambios continuos en el signo de las cotizaciones.

La semana que hoy comienza se antoja más incierta todavía, pues todo dependerá de lo que ocurra en la reunión mensual del BCE y con el dato de creación de empleo de EE.UU. durante el mes de enero.

La convulsión de los mercado actuales, la reducción de la liquidez en el Eurosistema, el repunte de los tipos interbancarios, y sobre todo, las continuas bajadas en la inflación (el dato publicado el viernes pasado, por debajo de lo esperado, causó un gran daño a las bolsas), podrían motivar que el BCE anunciase alguna novedad en cuanto a la política monetaria que viene siguiendo, que no está descontada en los precios actuales y que por tanto, podría provocar cierta alegría. Por el contrario, la inacción del BCE podría ser claramente malinterpretada por las bolsas, a la espera de conocer el discurso de Mario Draghi, bastante despreocupado con la inflación en sus últimas comparecencias.

Por otra parte, el viernes a las 14:30 se conocerá la creación de empleo no agrícola en EE: UU., después de que el dato del mes de diciembre decepcionase claramente, pese a que se encontró cierta justificación en las razones climatológicas. El consenso del mercado espera una cifra modesta, en el entorno de 75.000 puestos creados. Si la cifra queda por encima de los 100.000 puestos (pudiendo haber una revisión al alza del dato de diciembre), la respuesta del mercado podría ser claramente positiva, dado que éste espera que el tapering continúe durante las próximas reuniones de la FED.

Consulte la agenda de la semana haciendo clic aquí

 

S&P500
S&P500

S&P500

La semana pasada nos decantábamos claramente por posiciones largas en el S&P500, buscando un rebote tras los fuertes desplomes anteriores causados por la crisis de emergentes, y de la mano del hecho de que la nueva reducción de estímulos anunciada la semana pasada por la FED ya estaba descontada.

Pero no fue una semana claramente alcista, sino más bien lateral, de consolidación. La campaña de resultados empresariales está siendo más decepcionante que las anteriores, y los dos catalizadores que citábamos como posibles fuerzas alcistas, no tuvieron el efecto previsto.

Así pues, el rango de movimientos en el S&P500 se ha reducido al espacio entre 1.780 y 1.800. Los futuros sobre el índice apuntan a esta hora a una apertura en negativo, sin que existan claras referencias que se puedan usar como soportes por debajo de 1.780.

Como decíamos anteriormente, la semana que hoy comienza estará marcada por dos acontecimientos: la reunión del BCE de jueves y el dato de empleo de EE. UU. que conoceremos el viernes.

De lo que se desprenda de estas dos citas se establecerá probablemente la tendencia de corto plazo que asista a los mercados durante el final de esta semana y el principio de la siguiente.

Así pues, la estrategia más apropiada para este entorno es la toma de posiciones largas con stop loss ceñido si se superan los niveles de 1.780 y 1.800, ya que no cabe diseñar una escenario técnico más sólido, ante los acontecimientos con resultado incierto que tenemos planteados. No obstante, el índice americano que se está comportando mejor en este entorno es el Nasdaq.

El 57% de los clientes de IG con posiciones abiertas sobre este índice están cortos.

DAX
DAX

DAX XETRA

El selectivo con más capacidad de dirección de Europa, y uno de los que más fortaleza suele mostrar en entornos de elevada volatilidad, no está teniendo un comportamiento diferencialmente mejor durante estos últimos días. En general, el conjunto de bolsas europeas se comportaron de manera relativamente similar durante la semana pasada.

El spread entre el DAX y el IBEX (ver gráfico) se comporta de forma estable desde finales de enero, cuando, normalmente, el aumento de la volatilidad solía beneficiar al selectivo alemán frente al español.

El escenario, al igual que ocurre con el S&P500, no puede establecerse en relación a cuestiones meramente técnicas, dados los acontecimientos fundamentales que hay planteados esta semana.

Así pues, la superación de resistencias (en 9.300 y 9.400 puntos), podría motivar la apertura de posiciones largas. Pero en el caso de que el escenario se vuelva alcista, el IBEX 35 tendría más potencial que el DAX.

El 59% de los clientes de IG con posiciones abiertas sobre este índice están largos. 

EUR/USD
EUR/USD

EUR/USD

El par de divisas fue quien presentó una tendencia más clara durante la semana pasada. El recorte adicional de 10.000 millones de dólares por la FED, y la lectura de inflación claramente por debajo de lo previsto en la Eurozona, presionaron con fuerza al par hacia abajo.

Sin embargo, durante las últimas horas, el cruce intenta un rebote, que cobraría bastante sentido a la espera de los dos acontecimientos decisivos, el jueves y el viernes.

El soporte lo encontramos en la zona de 1,3475. La pérdida de este nivel vendría de la mano de un nuevo anuncio de política monetaria por parte del BCE este jueves, o de un dato de empleo claramente mejor de lo esperado.

Si finalmente estos dos catalizadores provocan el rebote en el par, la zona clave la podríamos encontrar en 1,3650.

Por encima de estos niveles, el EUR/USD no encuentra un claro acomodo (dado la disparidad de los ciclos de política monetaria de ambos bancos centrales). Por encima de 1,3560, la estrategia a emprender sería esperar a la aparición de una vela bajonista de Heiken Ashi, para tomar una posición corta con stop en los máximos anteriores.

Esa estrategia ha funcionado muy bien hasta en 4 ocasiones a mediados de diciembre del año pasado.

El 64% de los clientes de IG con posiciones abiertas sobre este par de divisas están cortos.

Artículos de los analistas

Encontrar un artículo

Formación de trading

  • Medir el riesgo

    Todas las inversiones financieras conllevan un nivel mayor o menor de riesgo. Descubra cómo proteger su cartera de inversiones prestando atención a todos los riesgos implicados y gestionando su exposición de forma razonable.

  • Errores técnicos comunes

    La psicología es un elemento clave en las operaciones financieras, y la forma en que usted percibe y reacciona al operar puede tener un importante impacto en su éxito. En este módulo repasamos algunos de los elementos de la psicología del trading e identificamos algunos errores comunes a los que se debe prestar atención.

  • Introducción

    Descubra cómo los analistas utilizan gráficos para estudiar el comportamiento de los inversores y comprender las figuras gráficas. Aprenda a usar los distintos tipos de gráficos y a identificar figuras en los precios según se forman.

Esta información la ha elaborado IG, nombre comercial de IG Markets Limited. Además del aviso sobre riesgo de abajo, el material de esta página no contiene un registro de nuestros precios de trading, ni una oferta ni una propuesta para una transacción sobre ningún instrumento financiero. IG no acepta responsabilidad alguna por ningún uso que se pueda hacer de estos comentarios ni de las consecuencias de dicho uso. No se garantiza la exactitud ni la completitud de la información. Por consiguiente, cualquier persona que actúe guiada por los artículos lo hace enteramente bajo su propio riesgo. La investigación proporcionada no está relacionada con ningún objetivo específico de inversiones, ni con ninguna situación financiera ni las necesidades de ninguna persona específica que pueda recibirla. No se ha elaborado de acuerdo a los requisitos legales designados para promocionar la independencia de la investigación para inversiones y por tanto se considera una comunicación publicitaria. A pesar de que no estamos especificamente restringidos de operar de acuerdo a nuestras recomendaciones, no buscamos sacar provecho de ellas antes de ofrecérselas a los clientes.