¿Qué son las materias primas?

Como componentes esenciales de cualquier producto, las materias primas son vitales en las economías modernas. Descubra el papel de estos recursos naturales, volátiles pero imprescindibles, en los mercados financieros mundiales.

Introducción

Una materia prima es un recurso natural que se puede procesar y vender. Los mercados financieros hacen un seguimiento de, entre otras, productos agrícolas, metales, energía y minerales.
Las materias primas son los componentes fundamentales de otros productos manufacturados, tanto para productos industriales y domésticos como para alimentos. Se distribuyen por todo el mundo para satisfacer la demanda, porque no todos los países son capaces de producir todo lo que necesitan.

La producción y el consumo de materias primas depende de factores como el clima, la estación del año y los recursos, tanto naturales como artificiales. La demanda también está influida por una compleja interacción entre los factores económicos y los hábitos de los consumidores. Debido a esto, los precios de las materias primas pueden fluctuar considerablemente. Por lo general, las materias primas se comercian en cantidades muy grandes, en el mercado al contado o, con más frecuencia, en el mercado de futuros.

Terminología

Las materias primas se pueden agrupar de acuerdo a sus características comunes. Vea alguno de los términos utilizados para clasificarlas:

Materias primas agrícolas

Generalmente se cultivan, no proceden de procesos mineros o extractivos. Las materias primas agrícolas tienden a ser muy volátiles a corto plazo, dado que son susceptibles de deteriorarse, lo que puede hacer que sus precios se tambaleen de forma drástica y repentina.

Los productores intentan implicarse profundamente en el mercado de los productos agrícolas, porque habitualmente tienen ganas de fijar los precios para sus productos. En combinación con el ciclo de crecimiento natural de estos activos, esto crea fluctuaciones estacionales en los precios.

Entre los ejemplos se incluyen el maíz, el trigo, el arroz, los granos de cacao, el azúcar, el zumo de naranja y el ganado.

Materias primas mineras

Generalmente se extraen del suelo o se obtienen a partir de otros recursos naturales. La materia prima inicial también se puede refinar obteniendo algún otro producto, por ejemplo el petróleo se refina convirtiéndolo en gasolina.

Algunos productos agrícolas, como el algodón, también se consideran productos procedentes de procesos mineros o extractivos, dado que no se pudren rápidamente y son materiales industriales más que alimentos.

Los productos procedentes de procesos mineros o extractivos son más fáciles de manipular que los productos agrícolas, y se integran más fácilmente en el proceso industrial. Esto hace que sean una elección popular para los inversores; por ejemplo, todos los años se comercian futuros petroleros por un valor de trillones de dólares.

Entre los ejemplos se incluyen: el petróleo, el gas natural, el algodón, el aluminio, el cobre, la plata, el oro y el plomo.

Materias primas emergentes

Materias primas que algunos inversores esperan que se conviertan en mercados en auge en los próximos años, pero que actualmente no se encuentran disponibles para operar. La única forma de operar en estos productos consiste en comprar el stock a las empresas que operan en estos campos.

Entre los ejemplos se incluyen: el agua y los derechos del agua, y el etanol.

Consideraciones a la hora de especular con materias primas

Las materias primas tienden a operarse en cantidades muy grandes y eso podría ser poco realista para la mayoría de los operadores. En lugar de eso, y debido especialmente a su naturaleza volátil, con frecuencia las materias primas se usan para especular sobre sus precios.

El mercado de materias primas está formado por una serie de mercados internacionales. A diferencia del mercado de acciones, en el de materias primas todo expira, y esto se debe a que al final el producto tiene que entregarse a su propietario final.

Futuros de materias primas

Los contratos de futuros, como los CFD de IG, proporcionan una serie de ventajas que atraen tanto a compradores como a vendedores.

Liquidez

Debido a que normalmente los especuladores están dispuestos a asumir el otro lado de una operación dada, generalmente los contratos de futuros son bastante líquidos. Sin embargo, esto varía de una materia prima a otra.

Posibilidad de operar en corto

Vender contratos (operar bajista) es tan sencillo como comprarlos (operar alcista), así que usted podría obtener beneficios suban o bajen los mercados.

Apalancamiento

Los futuros operados con apalancamiento implican que los inversores sólo tienen que aportar una parte del valor total de la posición para realizar la operación.

Comisiones

Los costes son generalmente inferiores para comprar o vender un contrato de futuros que para comprar o vender la materia prima subyacente.

¿Quién opera en materias primas?

Generalmente hay cuatro tipos de inversores que operan en materias primas:

Cobertura de riesgo

A menudo los inversores compran o venden materias primas para gestionar su riesgo. En una cartera de inversiones equilibrada, las materias primas ofrecen cobertura frente a los movimientos bajistas de otros mercados, ya que tienden a moverse en dirección opuesta o en dirección inconexa, a otras acciones o bonos.

Especuladores

Inversores con una opinión concreta sobre una materia prima, dispuestos a asumir el riesgo asociado a la operación con la esperanza de obtener beneficios.

Productores

Personas que cultivan o se encargan de las materias primas que pueden querer participar en un contrato de Futuros para protegerse del riesgo de los movimientos de precios.

Brókeres

Firmas o personas que ejecutan la orden de comprar o vender materias primas en nombre de sus clientes.

Abrir una cuenta ahora

Es gratis, le llevará menos de cinco minutos y no tiene la obligación de realizar un depósito mínimo ni de operar.

También puede interesarle...

Visite nuestra sección de ayuda

Consiga información sobre su cuenta y nuestros servicios

Consiga respuestas

O contacte con nuestro servicio de atención al cliente en el +34 91 787 61 61 o a través de correo electrónico a info.es@ig.com.

Estamos disponibles para atenderle en un amplio horario.

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. 81% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero. Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento.