Desarrollar un plan de trading

Su plan de trading

Crear un plan de trading

Su plan de operaciones es una herramienta para ajustar su estilo personal de operar. Puede incluir todo aquello que considere útil, pero a continuación perfilamos los puntos fundamentales que necesita.

Puede utilizar la agenda de operaciones dentro de Insight para registrar sus ideas y su evolución, así como añadir notas y gráficos cada vez que abra, cierre o modifique una posición. Encontrará su agenda de operaciones dentro de la pestaña 'Cuenta' en la parte superior de cada página.

1. Conózcase a sí mismo como inversor

En primer lugar y antes de nada debe ser capaz de completar esta frase: ‘Quiero ser un operador exitoso porque…’.

En segundo lugar debe evaluar sus puntos fuertes y sus puntos débiles relacionados específicamente con las operaciones, pero también con cualquier característica personal que pudiera tener influencia sobre sus operaciones.

2. Defina y tenga claros sus objetivos

Establecer sus objetivos es uno de los pasos más importantes al desarrollar un plan de trading. También es uno de los pasos que descuida la mayoría de los inversores.
Debería intentar ser lo más específico posible con sus objetivos, tanto en términos de beneficios como de plazos. Únicamente definiendo y cuantificando sus objetivos será capaz de medir a qué distancia está de alcanzarlos.

La mayoría de los planes de trading sugieren que el inversor identifique, de forma detallada, sus objetivos de negociación a nivel diario, semanal, mensual, cada seis meses, anual y de por vida.

Puede parecerle absurdo o imposible conseguir objetivos de negociación diarios o puede parecerle inútil intentar tomar decisiones sobre un objetivo de negociación de por vida. Pero más que el resultado actual, lo importante es el pensamiento que le dedica a estos objetivos.

Establecer sus objetivos de negociación es uno de los pasos más importantes al desarrollar un plan de operaciones.

 
 

3. Decida qué tipo de operaciones le interesa

Tiene varias opciones disponibles para operar en los mercados financieros. Algunas personas prefieren seguir un único método de negociación, otras han incorporado con éxito distintos tipos de operaciones en el mismo plan.

Sea cual sea el camino que usted decida seguir, lo más importante es que entienda sus opciones de antemano y que tome una decisión, como parte de su plan de trading, para seguir un sistema en concreto.

Naturalmente puede ir adaptando su plan de trading según se vaya desarrollando como inversor, pero lo que debe evitar es probar un nuevo tipo de operación, a su antojo, sin llevar a cabo la investigación necesaria para ver si se ajusta a su estilo de operaciones.

4. Identifique sus mercados y sus plazos preferidos

Además de conocer los tipos de operaciones en los que está interesado, también debe identificar los mercados que mejor se ajustan a usted.

Un factor fundamental es su nivel de conocimiento de los mercados particulares (ya sean acciones, índices, divisas, materias primas...) y los factores que les afectan. Cuanto más conocimiento tenga, y cuanto más interesado esté en el tema, mayor será la atención que preste.

Del mismo modo, debe considerar cuándo abren estos mercados y si usted será capaz de prestarles la atención adecuada.

5. Establezca su propio sistema de operaciones

Un sistema de operaciones aplicará una serie de reglas para convertir las operaciones en un proceso casi automático. Tendrá que decidir si prefiere que su operación sea mecánica, si adoptará un sistema de trading y dejará que le guíe en todas sus decisiones de operativa o si tomará sus decisiones en función de cada caso.

Si decide utilizar un sistema de negociación, debe incluir:

Configuraciones: las condiciones que busca en un mercado que cree que le pueden proporcionar una gran probabilidad de éxito. Puede ser útil tener una idea clara de las configuraciones con las que le gustaría operar, tales como los máximos, mínimos y medias.

Puntos de toma de decisiones: los momentos precisos en los que desea operar, por ejemplo en momentos de grandes subidas o bajadas.

6. Piense cuánto está dispuesto a arriesgar
La gestión de riesgo es posiblemente el aspecto más importante de su plan de operaciones. Las técnicas para gestionar su riesgo se cubren en nuestro módulo Gestión del riesgo, pero en realidad son una parte integral de cualquier plan de operaciones.

Desde el punto de vista de un plan de operaciones, es importante que tenga en cuenta las normas de gestión de su dinero y de su riesgo, establecerlas para que se ajusten a su estilo de operaciones y seguirlas en los momentos de operaciones buenas y malas.

Algunas preguntas interesantes podrían ser:

¿Qué parte de mis fondos estoy dispuesto a arriesgar en cada operación?
¿Cuántas posiciones estoy dispuesto a llevar al mismo tiempo?
¿Cuál es la máxima exposición que estoy dispuesto a aceptar?

7. Decida cómo va a gestionar sus posiciones abiertas

Este aspecto del plan de trading está relacionado con la gestión que haga de sus posiciones abiertas. Es entonces cuando usted podría ser más propenso a las respuestas emocionales: por ejemplo si ve que el mercado cae y desea recortar las pérdidas, o si ve que el mercado crece y se siente tentado de mantener su posición más tiempo.

En estas situaciones de gran carga emocional, resulta fundamental tener en marcha una estrategia a la que poder recurrir.

8. Piense cómo va a llevar el registro de sus operaciones

Resulta sorprendente cuántas veces descuida la gente este aspecto del plan de trading, especialmente porque puede ser una herramienta fundamental de aprendizaje.

Si mantiene actualizado un documento con todas las operaciones que realiza, incluyendo los detalles que las hacen exitosas o no, podrá aprender de ellas en el futuro. Una simple hoja de cálculo sirve de registro, y agregar una sección de comentarios resulta especialmente útil. Incluya todo, desde cómo ha mantenido su estrategia, qué ha funcionado y qué no, hasta cómo se siente ese día o en ese momento.

Puede verse gratamente sorprendido por lo fácil que resulta identificar las tendencias de éxito y así repetirlas en operaciones futuras.

9. Pruebe sus sistema

Puede comprobar la validez del sistema que ha elegido con sus datos históricos, para establecer si le habría ayudado teniendo en cuenta los movimientos recientes del mercado. Puede hacerlo manualmente, pero también existen diversas instalaciones configuradas por ciertos proveedores de servicios financieros para hacerlo por usted.

Otra opción de prueba, ofrecida por algunos proveedores de servicios financieros, es una cuenta de demostración. Dependiendo del proveedor y de los medios de operativa que prefiera, puede configurar una cuenta con fondos virtuales e implementar su estrategia para probar su viabilidad.

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. 79% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero. Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento.79% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor.Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero.