Cómo operar con opciones vanilla

Las opciones vanilla son una clase de derivado financiero en forma de contrato. Comprar un contrato de opciones vanilla te ofrece el derecho de comprar o vender el mercado subyacente a un precio concreto en una fecha predeterminada. Descubre cómo operar con opciones vanilla en cinco pasos al comprender las variables que afectan a su precio cuando vayas a operar con ellas por primera vez.

¿Te interesa operar con las Opciones de IG?

Las opciones son instrumentos financieros complejos y su capital está en riesgo. Puede sufrir pérdidas rápidamente.

Empieza a operar hoy. Llámanos al +34 91 787 61 61 o envíanos un email a info.es@ig.com. Estamos a tu disposición en un amplio horario.

Llámanos al +34 91 787 61 61

Pasos para operar con opciones vanilla

Puedes emplear las opciones vanilla para aprovechar las oportunidades que ofrecen las subidas y bajadas de los mercados. Además, su precio las hace idóneas para llevar a cabo una serie de estrategias de trading únicas.

Sigue estos cinco pasos para empezar a operar con las opciones vanilla:

  1. Descubre qué mueve los precios de las opciones vanilla
  2. Conoce las diferencias entre comprar y vender
  3. Escoge una estrategia operativa
  4. Crea y añade fondos en una cuenta
  5. Abre tu primera posición

1. Descubre qué mueve los precios de las opciones vanilla

El precio de una opción vanilla, al que se le denomina prima de la opción, no se comporta del mismo modo que el precio de un CFD o que el de una barrera de IG. En lugar de moverse punto por punto con el precio del subyacente, los precios de las opciones vanilla están influenciados por una serie de variables diferentes. Tres de las variables más relevantes son:

  1. El nivel al que se encuentra el mercado subyacente
  2. El tiempo que falta hasta que la opción venza
  3. La volatilidad del mercado subyacente

Las medidas de estas variables se conocen como «las griegas» y te pueden ayudar a calcular el riesgo. Algunas de las más importantes son:

Delta

Delta mide la sensibilidad de una opción vanilla ante el precio del mercado subyacente. Esta te ayuda a calcular cuántos puntos se moverá el valor de tu opción por cada punto que se mueva el subyacente si se asume que el resto de los factores no varían.

Vega

Vega mide la sensibilidad ante la volatilidad del mercado subyacente, o cuánto cambiará el valor de la opción por cada 1% que varíe la volatilidad. Esta será mayor cuanto más tiempo falte para que venza, a la vez que una gran volatilidad hace que aumente el precio de la opción.

Theta

Theta mide el deterioro del tiempo de una opción vanilla (esto se refiere a cuánto valor pierde una opción a medida que se acerca su fecha de vencimiento si el resto de los factores no han cambiado). Cuanto mayor sea theta en una opción, más posibilidades existen de que pierda valor a medida que transcurra el tiempo.

Antes de operar con opciones vanilla, es fundamental que comprendas estas variables. Descubre cómo funcionan los precios de las opciones vanilla.

2. Conoce las diferencias entre comprar y vender

La complejidad de su cotización implica que las opciones vanilla pueden ser un producto complicado de predecir y comprender. Antes de operar, deberías asegurarte de que sabes lo suficiente de las griegas y cómo las variables que miden afectan al precio de una opción.

Dicho esto, el cálculo de tu riesgo total a la hora de comprar una opción vanilla es relativamente sencillo. Cuando compras una opción vanilla, tienes que pagar la prima de la opción para abrir tu posición. Esta es la cantidad máxima que puedes perder. También pagarás una pequeña comisión cuando abras y cierres tu operación.

Sin embargo, vender opciones vanilla conlleva un riesgo más elevado. Cuando vendes una opción, pagas una comisión, como cuando la compras, pero en lugar de pagar la prima, la recibes. Esto te otorga la obligación de comprar o vender el subyacente al precio de ejercicio y no existe un modo de predecir la distancia a la que este estará del subyacente cuando vaya a vencer. También, pagarás un margen para abrir y mantener tu operación.

Si vendes opciones put, el mercado podría caer de manera potencial a cero. Si vendes opciones call, el riesgo es potencialmente ilimitado, ya que no existe un límite para cuánto puede moverse el precio de ejercicio del subyacente.

3. Escoge una estrategia operativa para las opciones vanilla

La estrategia más sencilla para operar con opciones implica simplemente una call o una put, según si su postura es alcista o bajista en el mercado. Sin embargo, ya que existen más factores que afectan al precio de una opción vanilla además del nivel del mercado subyacente, puedes emplear estrategias para alcanzar una amplia gama de objetivos.

Elige una estrategia de cobertura para tus inversiones

Comprar una opción put de un activo que ya posee se conoce como put protectora (married put). Así, tendrías una estrategia de cobertura para tus inversiones contra posibles movimientos bajistas (si el precio del activo cae, sus ganancias sobre la opción put te ayudan a limitar tus pérdidas). Si experimentas un rally, perderías solo la prima que has pagado para abrir tu posición de opciones.

Opera con volatilidad

Si compras opciones put y call idénticas (es decir, el mismo mercado, precio de ejercicio y vencimiento), a esto se le conoce como long straddle. Llevarías esto a cabo si esperas una gran volatilidad pero no sabes hacia qué dirección se moverá el mercado. Cuando el subyacente se mueve lo suficiente para cubrir los costes de ambas primas, ya obtienes beneficios.

Limita tus gastos

Si tiense una percepción alcista de manera moderada sobre un mercado, puedes reducir la prima que pagas en una operación con un bull call spread. Esto significa que compras una opción call en un mercado y, a continuación, vendes una opción call en el mismo mercado con un precio de ejercicio más elevado. La prima que recibes de la opción call que has vendido reduce tus gastos iniciales, pero también limita las posibles ventajas si el mercado experimenta un rally superior al precio de ejercicio más elevado.

4. Crea y añade fondos a una cuenta de opciones

Puedes solicitar una cuenta de trading de opciones con IG de manera rápida y fácil. Te permitirá operar tanto en opciones vanilla como barrera y el registro no suele llevar más de unos minutos.

Cuando hayas contestado algunas preguntas sobre tu experiencia y hayamos comprobado tu identidad, podrás iniciar sesión y añadir tus fondos. Tienes diversos métodos para llevar esto a cabo, ya que puedes emplear una tarjeta de crédito, de débito o PayPal para añadir fondos a tu cuenta.

También puedes familiarizarte con las opciones vanilla con una cuenta demo libre de riesgos. Con ella, podrás practicar tu operativa con las opciones vanilla y barrera con 20.000€ en fondos virtuales, y no tienes la obligación de abrir una cuenta real.

5. Abre tu primera posición

Ya sabes cómo funcionan las opciones vanilla, has escogido tu estrategia y añadido fondos a tu cuenta de trading. Ya estás listo para realizar tu primera operación. Puedes comprar y vender opciones vanilla call y put en la plataforma de IG, lo que te permite especular sobre si un mercado va a subir o bajar (uno de los beneficios clave del trading con opciones).

El coste de abrir tu operación cuando compras es la prima de la opción multiplicada por el tamaño de tu operación. Imaginemos que el DAX cotiza a 11600 y compra una opción call de DAX con una prima 158/164 y un precio de ejercicio de 11700. Un contrato vale 1€, por lo que pagarás una prima de 164€ para abrir una posición (lo máximo que puedes perder si tu opción vence sin ningún valor). También pagarás 0,10€ de comisión.

Si el DAX se mueve por encima de 11700 antes de vencer, tu opción tiene valor intrínseco y se dice que está in the money. Si vence por encima de 11864 has recuperado su prima y has obtenido beneficios. Si la prima de tu opción supera la cantidad que has pagado por ella antes de vencer (por ejemplo, si el DAX se mueve en su favor y el valor de tiempo de su opción es elevado o si la volatilidad aumenta lo suficiente) también puedes cerrar tu posición con antelación para obtener beneficios.

Cuando vendes una opción vanilla para abrir una posición, te transferiremos la cantidad correspondiente a la prima a tu cuenta. Este es el beneficio máximo que puedes obtener al vender una opción vanilla.

Puedes monitorizar todas tus posiciones con un solo vistazo en nuestra plataforma. Todas las posiciones de las opciones vanilla se liquidan en efectivo cuando vencen.

Preguntas frecuentes

Sí, las opciones vanilla son tipos de derivativos financieros. Esto significa que cuando operas con opciones vanilla, estás operando con un producto basado en un mercado subyacente en lugar de poseer el activo asociado con ese mercado. Esto te da oportunidad de beneficiarte del apalancamiento y de las subidas y bajadas de los mercados.

Puedes emplear las opciones vanilla para abrir una posición en algunos pares de divisas claves, índices bursátiles globales y materias primas con IG.

Puedes operar con opciones vanilla desde nuestra plataforma web y desde nuestras aplicaciones móviles.

Existen dos tipos de contratos de opciones: call y put. Cuando operas con opciones vanilla con IG, puedes comprar y vender ambos tipos. Comprar una opción call te ofrece el derecho, pero no la obligación, a comprar el mercado subyacente al precio de ejercicio en la fecha de vencimiento. Comprar una opción put te ofrece el derecho a vender. Vender una opción call te otorga la obligación de vender, mientras que vender una opción put te otorga la obligación de comprar.

El precio de ejercicio en el trading con opciones vanilla es el precio predeterminado al que la opción puede ejecutarse. Cuando compra opciones vanilla, es el nivel al que tienes el derecho de comprar o vender el mercado subyacente. Cuando las compras, es el nivel al que tienes la obligación de comprar o vender el subyacente.

Imagina que has comprado un contrato de una opción call de FTSE 100 que vence en marzo con un precio de ejercicio de 7400. Si el precio del FTSE supera los 7400 en la fecha de vencimiento lo suficiente para cubrir la prima que has pagado por abrir la posición, podrías ejercer tu derecho a compra por un precio inferior al del mercado y obtener los beneficios pertinentes. Si el precio del FTSE no supera el precio de ejercicio en la fecha de vencimiento, pierdes la prima que has pagado por comprar la opción.

Descubre el trading de opciones con IG

Obtén más información sobre los beneficios del trading de opciones y descubre como comenzar a operar con IG.

También puede interesarte...

Compara los beneficios y las características de estos dos modos nuevos de operar y decide cuál encaja mejor con tu operativa

Descubre todo lo que necesitas saber sobre las opciones barrera, con las que puedes operar junto a las opciones vanilla en la cuenta de trading de opciones de IG.

Descubre los pasos clave del trading de opciones barrera y comprende cómo funcionan al realizar tu primera operación

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. El 76% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero. Las opciones y los turbo warrants son instrumentos financieros complejos y su capital está en riesgo. Puede sufrir pérdidas rápidamente. Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento.