Gestión de riesgo (definición)

La gestión de riesgo es el proceso de identificación de riesgos potenciales en una cartera de inversión y de adoptar las medidas que correspondan para reducir dichos riesgos.

Riesgo en una inversión es la posibilidad de que una posición abierta no permita alcanzar los resultados deseados: como consecuencia, se puede obtener una rentabilidad reducida o bien pérdidas superiores al dinero que se pagó inicialmente por la inversión. Por este motivo, los inversores a menudo toman medidas para analizar los riesgos inherentes de sus operaciones y buscan la manera de reducirlos.

Cómo minimizar el riesgo

Tras identificar los riesgos potenciales de una cartera, existen varios métodos para limitarlos. Entre los ejemplos más habituales figuran los siguientes:

  • Establecer stops y límites para cerrar automáticamente las operaciones a los niveles que se especifiquen.
  • Realizando una cobertura, es decir, abriendo una posición inversa a la que tiene.
  • Seleccionar operaciones menos arriesgadas.
  • Diversificar, es decir, distribuir la inversión en una mayor variedad de clases de activos.

Visite nuestra sección de gestión del riesgo

Para obtener más información sobre cómo reducir los riesgos potenciales, visite nuestra sección de gestión del riesgo.

A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - L - M - N - O - P - Q - R - S - T - V - W - Í

Ver todos los términos de trading del glosario

Visite nuestra sección de ayuda

Consiga información sobre su cuenta y nuestros servicios

Consiga respuestas

O contacte con nuestro servicio de atención al cliente en el +34 91 787 61 61 o a través de correo electrónico a info.es@ig.com.

Estamos disponibles para atenderle en un amplio horario.

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. El 75% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero. Las opciones y los turbo warrants son instrumentos financieros complejos y su capital está en riesgo. Puede sufrir pérdidas rápidamente. Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento.